Un estudio halla que los perros no confían en nosotros cuando estamos enojados

Los perros no confían en nosotros cuando estamos enojados. ¿Alguna vez has intentado enseñarle a tu perro un nuevo truco cuando estás frustrado? Probablemente no fue muy bien, ¿verdad?

Si sospechas que tu perro no te escucha muy bien cuando estás enfadado, tienes razón; y ahora hay pruebas científicas que lo respaldan.

La ira hace que los perros confíen menos en nosotros. Un nuevo estudio descubrió que los perros dudan al seguir las indicaciones de alguien enojado en lugar de alguien feliz o neutral.

Los perros no confían en nosotros cuando estamos enojados

Sabemos desde hace mucho tiempo que los perros son sensibles a nuestras señales emocionales, y hemos visto que usan sus propios juicios para declarar cuando estamos mintiendo . Pero todavía no entendemos realmente qué tanto impacto tienen las señales emocionales en sus comportamientos.

El profesor de BYU Ross Flom quería saber más acerca de cómo los perros usan nuestras señales emocionales, así que llevó a cabo algunos experimentos por su cuenta. El estudio, publicado en Animal Cognition, encontró que los perros eran menos propensos a confiar en las personas que estaban enojadas.

Cómo se realizó el estudio

En el experimento, los voluntarios fueron emparejados con un perro en un lugar desconocido y apuntaron o hicieron un gesto hacia una delicia escondida.

Los gestos que hacían estaban emparejados con conductas positivas o negativas de la persona que señalaba. Durante cada fase la persona cambiaba su voz y su comportamiento para ser feliz, neutral o enojado.

Los investigadores no encontraron ninguna diferencia en la capacidad de un perro para encontrar golosinas ocultas con la ayuda de un voluntario feliz o neutral. Pero los perros dudaron a la hora de seguir las indicaciones de los voluntarios enojados.

La Conclusión

En el estudio, las señales positivas no mejoraron el tiempo de respuesta de los perros en comparación con las señales neutrales, pero las señales de enojo lo retrasaron.

Esta investigación sugiere que nuestros indicios emocionales ayudan a determinar la rapidez con la que los perros están dispuestos a explorar un lugar desconocido. Cuanta más confianza tenga un perro en la persona, más rápido estará dispuesto a seguir sus indicaciones.

¿Su perro confía en usted cuando está enojado?

¿Parece que su perro confía menos en usted cuando está enojado? Cuando usted se frustra en una sesión de entrenamiento, ¿parece que están menos dispuestos a escuchar?

¿Cree que esto ayuda a explicar por qué mantenerse calmado y positivo en nuevas situaciones ayuda a nuestros perros a adaptarse a nuevas situaciones?

Deja un comentario